Programa Vivir Rodando 95: Selfie Programa Vivir Rodando 94: John Keel / Mothman, la última profecía Programa Vivir Rodando 93: Sueños eléctricos. Cine y cultura rock « Las de salas de cine clásicas son un patrimonio que debería cuidarse» (Raúl Cornejo, Alicante Plaza) Programa Vivir Rodando 92: El cine Alcázar de Elche. Arquitectura y vida de las salas cinematográficas
  • INICIO
  • VIVIR RODANDO ES...
  • ► PODCAST VIVIR RODANDO (2008-2017)
  • LO MEJOR (2007-2016)
  • HISTÓRICO
      2016 

      Película 

      Carol / The Duke of Burgundy

      Interpretaciones

      Adam Driver (Paterson)
      Lorena Iglesias (Esa sensación)

      Encuesta anual

      Los odiosos ocho

      2015 

      Película 

      It Follows

      Interpretaciones

      Ramón Barea (Negociador)
      Essie Davis (Babadook)

      Encuesta anual

      Del revés (Inside Out)

      2014 

      Película 

      Sólo los amantes sobreviven

      Interpretaciones

      Leonardo DiCaprio (El lobo de Wall Street)
      Emmanuelle Seigner(La Venus de las pieles)

      Encuesta anual

      El gran hotel Budapest

      2013 

      Película 

      La cabaña en el bosque

      Interpretaciones

      Philip Seymour Hoffman (The Master)
      Adèle Exarchopoulos (La vida de Adèle)

      Encuesta anual

      Django desencadenado

      2012 

      Película 

      Moonrise Kingdom

      Interpretaciones

      George Clooney (Los descendientes)
      Rooney Mara (Millennium: Los hombres que no amaban a las mujeres)

      Encuesta anual

      Moonrise Kingdom

      2011

      Película 

      Drive

      Interpretaciones

      Ryan Gosling (Drive)
      Natalie Portman (Cisne negro)

      Encuesta anual

      Midnight in Paris

      2010

      Película 

      La red social

      Interpretaciones

      Joaquin Phoenix (Two lovers)
      Emma Stone (Rumores y mentiras)

      Encuesta anual

      Origen

      2009

      Película 

      La clase

      Interpretaciones

      Frank Langella (El desafío. Frost contra Nixon)
      Charlotte Gainsbourg (Anticristo)

      Encuesta anual

      El curioso caso de Benjamin Button
      Déjame entrar
      Los mundos de Coraline
      El secreto de sus ojos

      2009

      Película 

      Tropic Thunder

      2008

      Película 

      Zodiac
  • TWITTER | FACEBOOK | RSS | ITUNES
  • CONTACTO
  • LISTAS
  • ► PROGRAMA VIVIR RODANDO 95: SELFIE
  • RESUMEN 2016
  • EVENTO: CICLO MARCO BELLOCCHIO (JUNIO-JULIO / FILMOTECA ESPAÑOLA)
0

Todo el mundo quiere a un Pinochet




No
(No)

Una película de Pablo Larraín | Chile | 116 minutos

Intérpretes:  Gael García Bernal, Alfredo Castro, Luis Gnecco, Antonia Zegers, Néstor Cantillana, Alejandro Goic, Diego Muñoz, Jaime Vadell, Marcial Tagle, Manuela Oyarzún, Pascal Montero

Cines: (Alicante) Aana | (Madrid) Golem, Paz, Dreams Palacio de Hielo | (Barcelona) Cines Alexandra, Verdi Park HD, Yelmo Cines Icaria 3D

En un momento de los muchos brillantes que tiene la chilena No un personaje le pregunta a una mujer mayor porqué votará a favor de la continuidad en el poder de Augusto Pinochet. Su principal razón era la prosperidad de sus hijos (uno estudiando y otro trabajando) y cuando se le preguntaba por la cantidad de muertos dejada por la dictadura de Pinochet entendía que era una cuestión del pasado. Exactamente el mismo debate sobre memoria histórica que hemos tenido (tenemos y tendremos) en España durante años. Esa escena es mostrada con una sencillez tremenda sin cargar las tintas sobre esa mujer (un personaje positivo en la película) que entiende que los muertos son cosa del pasado. Y así es No una película comprometida, dramática y cómica a la vez pero siempre sin excesos ni mensajes grandilocuentes. La película de Pablo Larraín narra el plebiscito que hizo que el pueblo de Chile obligara al dictador Augusto Pinochet abandonar el poder desde el punto de vista de los organizadores de la campaña publicitaria a favor de la instauración de la democracia. Dado que la historia era suficientemente atractiva Larrain no la embellece haciendo una propuesta formal arriesgada rodando en video como la hubieran rodado en el propio 1987 unos amateurs. Esa propuesta evita que No caiga en la trampa de la la falsa épica. Porque la película de Pablo Larraín tiene un trasfondo lleno de amargura.

Aunque No tiene momentos divertidos y emocionantes (eso si desde una mirada especial) no deja de ser una película triste. La película se ve desde el punto de vista de la publicidad donde todo se vende sea un refresco, una dictadura y una democracia. Y aunque haya un producto más malo que otro (la dictadura) todos utilizan las mismas armas: engañar al público marcando las debilidades del producto contrario. No deja de ser terrible que el paso de la sanguinaria estancia por el poder de Pinochet y la llegada de la democracia a Chile se dirima por una campaña publicitaria. A esa situación Larraín le saca una ironía a veces cruel que tiene aroma a fracaso. Aunque algunas veces se muestra la brutalidad de Pinochet el director despoja a la película de cualquier dramatismo innecesario que nos desvíe de la idea de la película. En No todo se vende ya sea la democracia o un dictador. “Todo el mundo quiere a un Pinochet”, dice un personaje a favor de la campaña publicitaria de la campaña a favor de Augusto Pinochet. Como si estuviera hablando de la bebida más famosa del mundo. Por ello la mirada final de Gael García Bernal en la película tiene más de amarga victoria que de otra cosa.

Lo mejor: la propuesta anti-épica de Larraín

Lo peor: a veces cuesta seguir algunos diálogos (desde una perspectiva española)

OPINIONES


•De cómo la alegría, el talento y el entusiasmo acabaron con Pinochet (Carlos Marañon | Cinemanía)

Aparentemente ligera y despistada, como su protagonista (sublime y juguetón Gael García Bernal), usa el humor para ridiculizar lo que era común hasta que la sociedad descubrió otra opción, combate con chispa la amargura del recuerdo, pone de manifiesto que hay muchas maneras de ponerse serio y de comprometerse con rigor

Imágenes de una revolución  (Sergi Sánchez | La Razón)

Lejos de la radicalidad de «Postmortem», que trataba la edad oscura del pinochetismo observando el comportamiento disfuncional de un forense que acababa practicándole la autopsia a Salvador Allende, «No» apuesta por la forma de un ágil thriller político, no demasiado lejos del mejor Costa-Gavras, que quiere descubrir al mundo que la derrota de Pinochet fue la consecuencia directa de una guerra entre jefes de marketing

• Memoria y vídeo (Gonzalo de Pedro | Sensacine)

La figura de un protagonista, interpretado por Gael García Bernal, a medio camino entre el militante y el mercenario, capaz de diseñar con los mismos argumentos y la misma facilidad una campaña para vender zapatillas como para vender democracia (inevitable muestra del cinismo publicitario), plantea el debate sobre la historia de un país que sí, derrocó a un tirano en las urnas, pero adoptó su modelo económico y dejó que ese dictador muriera rico, en libertad, y en su propia cama






 -------------------
No
2012 Chile 116 min.
Director : Pablo Larraín
Guión: Pedro Peirano
Intérpretes: Gael García Bernal, Alfredo Castro, Luis Gnecco, Antonia Zegers, Néstor Cantillana, Alejandro Goic
1 nominación a los Premios Oscar: Mejor película de habla no inglesa
Cines: (Alicante) Aana | (Madrid) Golem, Paz, Dreams Palacio de Hielo | (Barcelona) Cines Alexandra, Verdi Park HD, Yelmo Cines Icaria 3D
 

0 comentarios: