A la venta 'Un mundo aparte. 50 visiones cinematográficas sobre la creación literaria' Programa Vivir Rodando 102: Cómo acabar con la contracultura Programa Vivir Rodando 101: Oscars 2018 Programa Vivir Rodando 100: Jacques Vallée / Encuentros en la tercera fase Lo mejor de 2017 (IV): Películas
0

De hombres y besugots






El bosque (El bosc)
(Óscar Aibar 2012)

Cada estreno de Óscar Aibar debería ser una fiesta. El cineasta barcelonés ha creado una filmografía excepcional y diferente siempre luchando contra decepcionantes resultados en taquilla y cierta indiferencia en la prensa. Después de la excepcional (e ignorada) El gran Vázquez lo nuevo de Aibar se atreve con una adaptación del estupendo escritor catalán Albert Sánchez Piñol. A priori El bosque (El bosc) tiene material suficiente como para que Aibar saque un buen resultado con esa mezcla de cruda realidad (guerra civil española) y fantástico (seres de otros mundos). Caminos que, en realidad, Óscar Aibar ha pisado en casi todas sus películas sólo hay que revisar su magnífica Platillos volantes. Pero en esta ocasión el director se muestra más sobrio y tranquilo que nunca ofreciendo una película más cercana a la magia de un cuento (el texto de Sánchez Piñol es un relato) contado para niños. Ambientada casi toda en un mismo escenario (la masia de Àlex Brendhemühl y Maria Molins) lo fantástico de El bosque (El bosc) lo tenemos que imaginar a través de lo que cuenta el personaje de Brendemul mientras que nosotros nos tenemos que conformar con ver los excesos (la guerra) de la realidad. Lo que se convierte en una maniobra inteligente. Además Aibar no carga tintas en el aspecto guerracivilsta de El bosque nunca olvidando que está narrando un cuento.

El bosque no es la ni mejor película de Óscar Aibar ni una película redonda. Seguramente se le eche en falta algo más de energia en toda la parte central o algún arranque más del genio que le sobra a Aibar. Al final el conjunto es quizá demasiado calmado y sobrio eso si nunca permitiéndose el lujo de aburrir al espectador. En esa (aparente) tranquilidad uno se queda con la soberbia composición de Maria Molins como sufridora superviviente y del estupendo villano (uno más) que interpreta Pere Ponce. Y cuando la película parece llegar a su fin es cuando el toque genial de Aibar aparece. Un epilogo mágico y valiente hace que El bosque (El bosc) merezca la pena al dejar a cualquier amante de la fantasía (y a los qe no también al borde las lagrimas). Un final único que debería hacer que el besugot fuera desde ya un patrimonio del cine español.

Lo mejor: su asombroso epílogo y Maria Molins

Lo peor: a veces es demasiado tranquila

OPINIONES

• Secreto tras la puerta (Jordi Costa, El País)

Podría ser un buen episodio de Twilight Zone o Historias para no dormir, pero es una película insólita, fresca y sorprendente que confirma la sana anomalía del toque Aibar


 • Entre lo fantástico y la fábula, Óscar Aibar propone una película sobre la Guerra Civil que nadie había imaginado (Manuel Piñon, Cinemanía)

 Con El laberinto del fauno y Pa negre como avales, pero intuyo que con referentes muy distintos, el director Óscar Aibar encuentra un punto de fuga en lo fantástico y alegórico para escabullirse de senderos tan trillados

• El fantástico oculto (Jordi Revert, La Butaca)

Con todo, el carácter fallido de “El bosque (El bosc)” no impide que se recuerde con cariño en su atrevida peculiaridad. En el que quizá sea el epílogo más inenarrable del reciente cine español, Aibar se atreve a explicitar lo imposible y conjugarlo domésticamente, en una escena de rara cercanía con la fábula marca Amblin






 -------------------
El bosc
2012 España 98 min.
Director : Óscar Aibar
Guión: Albert Sánchez Piñol
Interprétes: Tom Sizemore, Àlex Brendemühl, Benjamin Nathan-Serio, Maria Molins, Josep Maria Domènech, Pere Ponce
Basada en un relato de Albert Sánchez Piñol 
Cines: (Alicante) Navas

0 comentarios: