A la venta 'Un mundo aparte. 50 visiones cinematográficas sobre la creación literaria' Breves apuntes sobre Sitges 2018 Programa Vivir Rodando 102: Cómo acabar con la contracultura Programa Vivir Rodando 101: Oscars 2018 Programa Vivir Rodando 100: Jacques Vallée / Encuentros en la tercera fase
0

Cuento entre Oriente y Occidente



Pollo con ciruelas
(Marjane Satrapi y Vincent Paronnaud 2011)

El éxito en todo el mundo de la Amélie de Jean-Pierre Jeunet trajo un estilo en algunas películas que se puede calificar como peligroso. Películas donde la ensoñación y la fantasia tendían a mezclarse con argumentos edulcorados creando peligrosos (y poco digestivos) cócteles. En un primer vistazo uno podría meter en ese lote a Pollo con ciruelas. En cuanto uno sabe que el film está dirgido por la pareja responsable de Persépolis , Marjane Satrapi y Vincent Paronnaud, y es fruto de la adaptación de un cómic de Satrapi entiende que la intención (por lo menos la intención) no es ser una película más. Pollo con ciruelas tiene gran parte ganado por la estupenda mezcolanza de estilos de una película que como dice Strapi es “una película hecha por un iraní y un francés, ambientada en Irán y filmada en los Estudios Babelsberg de Berlín” (Fotogramas nº 2026) En ella encontramos la belleza oriental al estar ambientada en Teheran con una sensibilidad europea (francesa) que hace que cada momento de Pollo con ciruelas sea una muestra de pequeñas piezas de arte que a veces no logran dibujar un conjunto completamente redondo. Aun asi la mezcla es suficientemente atractiva.

Acción real, animación, cuento de hadas y humor negro se mezclan en Pollo con ciruelas logrando una película irregular pero cuyos toques de hermosura superan a los puramente amelinianos. Además Pollo con ciruelas cuenta con la baza de darle su protagonismo a uno de los grandes de la interpretación europea. Mathieu Amalric entiende la mezcla de Pollo con ciruelas y borda a un personaje que transita entre lo detestable y lo sensible logrando imponerse al aspecto visual del film. Pollo con ciruelas recupera la tradición del cine como cuento enmarcado en un mundo irreal tan hermoso como, a veces, terrible y cuya historia hay que escuchar hasta el final para comprenderla en su totalidad. El cine como una historia surgida de unas mil y una noches contemporáneas.

Lo mejor: Mathieu Amalric

Lo peor: el conjunto es algo irregular

OPINIONES

. Satrapi, de carne y hueso (Javier Ocaña, El País)

Amarga como la sensación que dejan su desenlace y el contradictorio personaje central de la historia, Pollo con ciruelas, melodrama trágico inspirado, como Persépolis, en la propia familia de Satrapi, parece un paso en falso en la obra de una artista que se niega a repetirse, pero que de momento quizá tenga que hacerlo para seguir en la cúspide

. Ingredientes varios, plato francés (Lilián González, Fila Siete)

En definitiva, estamos ante un trabajo de gran factura visual y artístico que apacigua o disimula las carencias del guión pero dada la profesionalidad y brillantez de todo el equipo nos demuestran que el cine es ante todo, un arte compartido

. La compleja sencillez de la música, el amor y la muerte (Jesús Choya Teatrero, La cabecita de Banaca)

 El montaje de esta cinta es diferente a todo. Cambia y se evapora durante los 90 minutos de metraje, cual alma tan fuerte y valiente que se condensa como nubes de humo, se va construyendo como si se tratara de un castillo de naipes que se eleva y se derrumba y se vuelve a elevar, de forma distinta, constantemente creando una atmósfera completamente insólita en el cine

TWEETS






 -------------------
Poulet aux prunes
2012 Estados Unidos 165 min.
Director : Marjane Satrapi y Vincent Paronnaud
Guión: Christopher y Jonathan Nolan
Interprétes: Mathieu Amalric, Maria de Medeiros, Isabella Rossellini, Golshifteh Farahani, Jamel Debbouze, Chiara Mastroianni, Edouard Baer, Eric Caravaca, Frédéric Saurel
Música: Christophe Beaucarne
Productora:   Celluloid Dreams Productions / Studio Babelsberg / TheManipulators
Cines: (Alicante) Aana

0 comentarios: