Programa Vivir Rodando 101: Oscars 2018 Programa Vivir Rodando 100: Jacques Vallée / Encuentros en la tercera fase Lo mejor de 2017 (IV): Películas Lo mejor de 2017 (III): Interpretaciones Lo mejor de 2017 (II): Encuesta anual Vivir Rodando
0

Tan confortable como el propio hogar

- Win Win (Ganamos todos) - (Thomas McCarthy, 2011)


Tras el cierto eco mediático que tuvo The Visitor uno podia sospechar que Thomas McCarthy querría hacer algo más ambicioso en su próxima película para llamar la atención definitivamente. Pues todo lo contrario. Si una cosa destaca de Win Win (Ganamos todos) es su extraordinaria e insobornable sencillez. McCarthy vuelve a retratar a hombres comunes y buenos alejados de cualquier foco de glamour en donde la sencillez es su principal baza en la dirección.

Win Win (Ganamos todos)
tiene un gran virtud que sólo poseen cierto tipo de películas. Es una película previsible donde sabes los pasos que va a dar cada personaje. Historia de adolescentes perdidos, padres de familia con dudas y con un microcosmos humilde y seguro Win Win (Ganamos todos) tiene su mejor baza en la comodidad con que uno se encuentra dentro de ella. Sabedor que es una historia sencilla y sin sorpresas McCarthy se centra en un reparto magnifico (donde sorprende Alex Shaffer) que sin estridencias te acaba conquistando y que estés atento a la pantalla aunque, paradójicamente, sepas lo que va a ocurrir. Parte de su triunfo es que McCarthy rueda sin ningún tipo de excesos, ni cae en la lagrima fácil con escenas dramáticas muy contenidas (también mérito de los actores) ni en un pastiche de comedia dramática deportiva ya que el deporte de la lucha está perfectamente insertado en la película. No pretende forzarnos a llorar ni reir dejando la historia hable por si misma. Y a pesar de sabertela uno se da cuenta que ha visto Win Win (Ganamos todos) prácticamente sin pestañear. Thomas McCarthy vuelve a estrenar de puntillas otra película pero poco a poco su nombre cada vez es más conocido para mucha gente. Simplemente con el peligroso arma de la sencillez.

Lo mejor: su excepcional reparto

Lo peor: la historia te la sabes

. Escritor de personajes (Javier Ocaña, El País)

Enormes personajes, existencialistas de bolsillo, sabios de la condición humana desde estudios basados casi en la vagancia, como aquel escribiente Bartleby que siempre prefería no hacerlo

. La victoria del plano medio (Sergi Sánchez, La Razón)

El resultado es tan previsible como la vida en esos suburbios americanos que son tan idénticos a sí mismos

. Clichés hiperrealistas (Mª Dolores Clemente Fernández, Cine Maverick)

Impecablemente escrita y trufada de detalles cómicos y de momentos rebosantes de autenticidad, Win Win, ganamos todos da toda una lección de humanidad y de empatía con el prójimo sin caer en la sensiblería barata

0 comentarios: