Programa Vivir Rodando 95: Selfie Programa Vivir Rodando 94: John Keel / Mothman, la última profecía Programa Vivir Rodando 93: Sueños eléctricos. Cine y cultura rock « Las de salas de cine clásicas son un patrimonio que debería cuidarse» (Raúl Cornejo, Alicante Plaza) Programa Vivir Rodando 92: El cine Alcázar de Elche. Arquitectura y vida de las salas cinematográficas
  • INICIO
  • VIVIR RODANDO ES...
  • ► PODCAST VIVIR RODANDO (2008-2017)
  • LO MEJOR (2007-2016)
  • HISTÓRICO
      2016 

      Película 

      Carol / The Duke of Burgundy

      Interpretaciones

      Adam Driver (Paterson)
      Lorena Iglesias (Esa sensación)

      Encuesta anual

      Los odiosos ocho

      2015 

      Película 

      It Follows

      Interpretaciones

      Ramón Barea (Negociador)
      Essie Davis (Babadook)

      Encuesta anual

      Del revés (Inside Out)

      2014 

      Película 

      Sólo los amantes sobreviven

      Interpretaciones

      Leonardo DiCaprio (El lobo de Wall Street)
      Emmanuelle Seigner(La Venus de las pieles)

      Encuesta anual

      El gran hotel Budapest

      2013 

      Película 

      La cabaña en el bosque

      Interpretaciones

      Philip Seymour Hoffman (The Master)
      Adèle Exarchopoulos (La vida de Adèle)

      Encuesta anual

      Django desencadenado

      2012 

      Película 

      Moonrise Kingdom

      Interpretaciones

      George Clooney (Los descendientes)
      Rooney Mara (Millennium: Los hombres que no amaban a las mujeres)

      Encuesta anual

      Moonrise Kingdom

      2011

      Película 

      Drive

      Interpretaciones

      Ryan Gosling (Drive)
      Natalie Portman (Cisne negro)

      Encuesta anual

      Midnight in Paris

      2010

      Película 

      La red social

      Interpretaciones

      Joaquin Phoenix (Two lovers)
      Emma Stone (Rumores y mentiras)

      Encuesta anual

      Origen

      2009

      Película 

      La clase

      Interpretaciones

      Frank Langella (El desafío. Frost contra Nixon)
      Charlotte Gainsbourg (Anticristo)

      Encuesta anual

      El curioso caso de Benjamin Button
      Déjame entrar
      Los mundos de Coraline
      El secreto de sus ojos

      2009

      Película 

      Tropic Thunder

      2008

      Película 

      Zodiac
  • TWITTER | FACEBOOK | RSS | ITUNES
  • CONTACTO
  • LISTAS
  • ► PROGRAMA VIVIR RODANDO 95: SELFIE
  • RESUMEN 2016
  • EVENTO: CICLO MARCO BELLOCCHIO (JUNIO-JULIO / FILMOTECA ESPAÑOLA)
1

Programa Vivir Rodando 29 Octubre 09




Esto es como una buena serie. Por mucho que empiece bien en sus dos primeras temporadas sabes que cuando se le juega es en la tercera. Donde se decide cual va a ser su lugar verdadero en la historia. Vivir Rodando vuelve a las ondas con su tercera temporada. Y como las novias lo hace con algo viejo y algo nuevo. ¿Algo viejo? Nos arropa el magistral director británico Alfred Hitchcock del cual conoceremos todas las claves de su cine gracias a Begoña Ivars (profesora de la UMH y de Ciudad de la Luz). ¿Algo nuevo? El genial proyecto cultural La Kuriosa que pretende ofrecer otra visión de la vida en la provincia de Alicante. Hablaremos con sus creadores Elizabeth Aribau y Daniel Dilar.

Para bien o para mal, Vivir Rodando ha vuelto.

Si quieres escuchar o descargar el programa pincha en:

. Programa Vivir Rodando 29 Octubre 09
3

Cara a cara: El imaginario del Doctor Parnassus



Cuentos que ya no nos cuentan, por Raúl Cornejo



El imaginario del Doctor Parnassus, es una película que cuenta con la aparición de Heath Ledger (en su última actuación), Colin Farrell, Jude Law y Johnny Depp. Con estos datos podriamos pensar que sería un film completamente vendible que se estrenaria en varias salas de España. Pero ojo, en la ficha también tenemos que mirar al director que es nada más y nada menos que Terry Gilliam. Ese dato hace que la película no se haya estrenado del todo mal para ser un Gilliam pero con ese tufillo molesto de pánico hacía la obra del ex Monty Python. Y hay algo que no se puede negar. El imaginario del Doctor Parnassus es puro Gilliam. Barroquismo, imaginación y ningún miedo a mostrar su mundo tal y como es. Es verdad que ese vivir al filo hace que El imaginario del Doctor Parnassus le cueste encontrar su tono personal e intransferible. Como si William luchará contra su película y el interés de hacer algo más accesible para que su película pueda ser estrenada. Pero en un momento concreto la película vuela sola con las alas de Terry Gilliam.

La aparición del Imaginario en el centro comercial con ese viaje al mundo de una mujer cuyo guía es Johnny Depp (a Gilliam se le ve el plumero y le da la mejor parte a su amiguito Johnny) hace que la película se encuentre a si misma. El cuento realmente se vuelve cuento y El imaginario del Doctor Parnassus toma toda la pasión y magia que necesita. A partir de ahí es un carrusel de imaginaciones, diablos (¿podría haber mejor Lucifer que Tom Waits?), héroes de mentira y apuestas con almas por en medio. Todo una gozada para quienes amamos el cine de ese loco personaje llamado Terry Gilliam. Si obviamos cierta irregularidad en su primera parte y miramos con los ojos de un niño al que le están contando un cuento (oscuro, como los buenos cuentos) tendremos el lujo de disfrutar de películas que, desgraciadamente, ni se hacen o, lo que es peor, ni mucho menos se estrenan.

. Lo mejor:
La ensoñación con Johnny Depp como guía / .Lo peor: la marginación a la que parecen condenadas todas las películas de Gilliam

-------------------------------------------------------------------------------------------------

Terry, ¿pero qué me estás contando?
, por Ángeles Gómez




Tras el trágico acontecimiento del 22 de enero de 2008 es difícil valorar quién de los dos estaba en una situación más desoladora: Heath Ledger por morirse durante el rodaje de, entre otras, El imaginario del Doctor Parnassus, o Terry Gilliam por tener que calentarse la cabeza para suplir tamaña pérdida. La película comienza con una secuencia que es la trampa para que el espectador se trague que Ledger cambia de cara cada vez que entra en conexión mental con el viejo doctor. Los amigos de Gilliam han intentado sacarle del apuro, pero a este director más que el fondo le pierden las formas, y ahí se ha quedado. Este apaño se queda sólo en eso, en un chicle pegado a la rueda de una bicicleta, sin valor narrativo alguno, como muchas de las escenas minuciosamente diseñadas para que se sepa que es eso, una peli de Gilliam, pero sin tener claro qué cuento quiere contar y quién es exactamente el doctor Parnassus, un personaje tan débil como la historia y sus poco verosímiles subtramas.

Sus devotos encontrarán lo que buscan: la estética de siempre con una realización exquisita y una historia fantástica, pero llena de trampas y poco respaldada por las supuestas reglas del juego que a veces tímidamente nos invoca el director. Una chica de dieciséis años en la época actual cuya madre la concibió con sesenta años y que tenía veinte en la década de los treinta lo único que consigue es despistar y que el público pierda el respeto a Parnassus. Que por cierto, ¿qué quién es este tío?
-¡Ah! ¡Que es un monje!
-¿Y de qué orden?
- Y yo que sé… unos que van en alfombras voladoras… y luego se picó con un diablo y se pusieron a apostar…
-¡Ah! Vale.

Y aquí prácticamente termina la biografía del viejo acabado protagonista del cuento.

Mucha estética y tela rota, buenos actores, imaginación y kilométrico metraje es lo que se puede ver si no se si no se busca nada más.

.Lo mejor: su aspecto visual / .Lo peor: su confusión narrativa

* Ángeles Gómez es la creadora del programa "Y si no, nos enfadamos"

. El soñador en su crepúsculo (Jordi Costa, El País)

. Un truco de feria (Jesús Manuel Rubio, Las horas perdidas)

. Al otro lado del espejo (Antonio Weinrichter, ABC)
2

Joyas a reivindicar: Todo en un día. La adolescencia, una aventura pasajera



El año pasado moría Robert Mulligan. No pasó nada. Hace unas semanas falleció John Hughes. Y tampoco pasó nada. Los dos tuvieron carreras interesantísimas y, a su modo, fueron autores. En cambio sus perdidas se pasaron alto ya que en el mundo del cine existe cierta pedantería por la cual sólo interesan los nombres que salen en letras de oro en la historia del séptimo arte. Pues John Hughes hizo un cine completamente reconocible y se adentro con un gran acierto en la mente de los adolescentes norteamericanos. Jugando con las claves de la comedia adolescente realizó un acertado estudio de los triunfos y miedos del joven estadounidense. Aunque muchos apuntan a que su obra maestra es la intimista El club de los cinco yo siempre me quedaré con Todo en un día.

Todo en un día es sencilla. Vemos el día de pellas que se toma el protagonista, Ferris Bueller (excelente, como casi siempre ,Matthew Broderick) con su novia Sloane (Mia Sara) y su mejor amigo Cameron (Alan Ruck) en Nueva York. Junto a esta trama corre otra historia paralela, la odisea que emprenden el director del colegio Ed Rooney (Jeffrey Jones) y su hermana Jeanie (Jennifer Grey) para pillarle en su mentira. Ya tenemos comedia adolescente al canto. Y, si amigos, la tenemos porque es una comedia y no se avergüenza de ello ni uno lo hace de disfrutar con ella. Pero en el fondo, Todo en un día es perfecto análisis del comportamiento y la forma de ser del adolescente en Norteamericana. Ferris Bueller es simpático, sociable y popular pero también arrogante y manipulador. Fruto de unos padres “yuppies” que confunden el amor a su hijo con darle todo lo que quiere. Eso lo refleja el carácter de la hermana de Ferris, Jeanie, que sufre la marginación por parte de esos padres que consideran que sólo tienen un hijo que merezca la pena. Si eso no es el reflejo de un hogar desestructurado...



Pero la aventura de los tres protagonistas en la Gran Manzana no está exenta de miga. El objeto de la escapada de Ferris es disfrutar con sus amigos de un día ya que dentro de poco sus caminos se separaran por culpa de la universidad. Todo el film tiene un halo triste ya que la juventud es algo muy breve que se escapa día a día. Luego llegan las responsabilidades, los problemas, la madurez... La fiesta no es para siempre y, a veces, sólo puede durar un día. Como otro retrato durísimo es el de Cameron (que, en muchas ocasiones, le come el protagonismo a Ferris) , adolescente con mil y un traumas infantiles por haber nacido en un hogar donde el cariño sólo se le concede a lo material.

¿Por qué un día de pellas es justificado por Hughes? ¿Por la simple excusa de rodar una comedia? Hay algo más. El breve retrato que se hace de las clases en Norteamericana es demoledor (ríete tú del Laurent Cantet de La Clase o de la cuarta temporada de The Wire). Profesores sin motivación que no quieren dar clase, alumnos aburridos y directores de colegio sólo preocupados por su carrera. La huida es la única solución que les queda a los jóvenes. Y si se puede hacer en el principal símbolo del materialismo USA, un buen coche, mejor que mejor. Todo en un día sigue teniendo el mismo ritmo y diversión (perfecto colofón con la carrera de Ferris entre las casas de sus vecinos) que cuando se estrenó en 1986. Y sigue conservando esa acertada lectura sobre la adolescencia y que resume Ferris, “la vida pasa muy deprisa y te la puedes perder”.
0

Space Oddity

- Moon - (Duncan Jones, 2009)


No es extraño que la primera película del hijo de un artista como David Bowie, cuyo alter ego Ziggy Stardust presumía de venir del espacio, se sitúe en la luna. Haber crecido con los versos y marcianadas de Bowie seguro que han inspirado a Duncan Jones para crear este Moon. Aunque la verdad es que el debut de Jones en el cine da mucho más de lo que promete.Viendo el tráiler podemos intuir que estamos ante la típica película de ciencia ficción opresiva con toques psicológicos de andar por casa y una oportunidad de oro de lucirse para el actor protagonista. Afortunadamente, Moon es algo más.

Es una película que crece minuto a minuto con un argumento complejo pero ni mucho menos lioso y enrevesado. El film va creciendo y planteando cuestiones sobre el ser humano y su futuro en la tierra. En este caso la clonación es una excusa para hablar sobre los miedos, sentimientos y esperanzas que tenemos los seres humanos y de cómo el futuro y sus avances nos alejan de ellos. Porque Sam Bell (Sam Rockwell) nos representa a todos nosotros. A ese vestigio de humanidad que poco a poco va desapareciendo de nuestro mundo mientras la sociedad avanza.

Si a estas interesantes reflexiones le sumamos la elegante y nada brusca dirección de Jones, la soberbia música de Clint Mansell, la interpretación de Sam Rockwell, un ordenador más humano que los propios humanos y el ser una película que va de menos a más, se puede decir que Moon es una de las apuestas más atractivas que hay en la cartelera actual. Tan atractiva que se merecería que David Bowie le compusiera una oda espacial al film de su hijo.

Lo mejor: La música de Clint Mansell

Lo peor: Las veces (afortunadamente escasas) que utiliza la psicología de manual
3

Campanella o cómo hacer una "buena" película

- El secreto de sus ojos - (Juan José Campanella, 2009)




Juan José Campanella dirgió hace unos un capítulo de House que consiguió ser el más visto de ese año. Un día, una habitación (así se llamaba el episodio) se alejaba de los típicas excesos de la serie planteando un interesante têt-a-têt entre House y una de sus pacientes. Gracias a éxitos como ese Campanella ha ido haciendo una carrera televisiva sólida en Estados Unidos logrando según reconocía en Fotogramas “ganar dinero para lograr hacer sus películas en Argentina”. En mi opinión el director logra algo más. Su experiencia como realizador en el primer pais del mundo le está dando la oportunidad de saber cómo realizar películas sólidas, interesantes y que, en resumen, “gusten”. Como le pasa a El secreto de sus ojos.

El secreto de sus ojos es un thriller, un drama, una comedia, una denuncia social... Campanella ha logrado hacer una larga y no pesada película en la cual cualquier espectador se siente reconfortado porque encuentra su historia. Para lograr esto se necesita tener mucho oficio y cerebro, lograr engarzar todos los géneros sin hacer una película ridícula. Está claro que Campanella ha aprendido en Estados Unidos a tener oficio y a saber realizar como lo haría un perfecto artesano. Sabiendo cuando ser sobrio o contenido o cuando se necesita darle un toque más artístico (como la espectacular secuencia en el partido de fútbol). Con un plantel de lujo (excepcionales todos destacando a Soledad Vilamil y Pablo Rago) la película nunca decae a pesar de que la trama es lo que es. A pesar de que el nudo criminal no es el más original del mundo y tiene algunas aristas, Campanella logra formar un producto sólido y creíble. Creando un drama más que una cinta de genero al uso.

Lo mejor que se puede decir de El secreto de sus ojos es que es ejemplar. En planteamiento y en ejecución. No se le escapa nada a Campanella y logra que nosotros estemos toda su larga duración atentos a la pantalla. Nunca cayendo el sentimentalismo barato ni rozando el cine negro cutre e incluso sabiendo superar los tópicos (que los tiene). Aunque sea ya un director con sus años de experiencia Campanella sigue aprendiendo a hacer cine. Que no es sólo grabar escenas con una cámara y luego montarlas en el estudio.

Lo mejor: Las breves pero intensas apariciones de Morales (Pablo Rago)

Lo peor: Las trampas que inevitablemente tiene la historia

. Una cierta mirada (Marcbranches, La linterna mágica)

. Sencillamente una obra maestra (Adrián Massanet, Blog de cine)

. La mirada de los otros (Ezequiel Boetti, Escribiendo cine)
5

Canto a la vida neoyorquina desde el pesimismo

- Si la cosa funciona - (Woody Allen, 2009)


Estoy seguro que no soy el único que esbozó una sonrisa al saber que en el regreso de Woody Allen a sus raíces (Nueva York, la comedia...) iba a ir de la mano de Larry David. Si Allen fue una bocanada de aire fresco en su estilo cómico, David ha logrado revolucionar el humor norteamericano con esa obra maestra llamada Seinfeld (que creo junto al cómico Jerry Seinfeld). Woody Allen sabía que lo tenía difícil ya que no muchos confiaban en que volvería a ser el de siempre. Quizá por eso necesitaba ir de la mano con uno de los artífices de la mejor comedia estadounidense...aunque sólo fuera como actor. Se podría sospechar que Si la cosa funciona es toda una exhibición de Larry David soltando frases las envenenadas que Allen le había escrito. En resumen, un doctor House pasado por el prisma del genio de Manhattan. Y durante la primera parte de la película así es como funciona la nueva película de Allen que muestra todas sus fobias y desconfianza hacia el ser humano.

Pero estaba claro que Si la cosa funciona era otra cosa, el regreso de Woody Allen a su querida Nueva York. Esa ciudad que siempre ha sido un oasis de vida y cultura en la primera potencia del mundo. Por eso, Si la cosa funciona actúa como una pequeña carta de amor a la ciudad y al estilo de la vida de los neoyorquinos. No importa como haya sido tu vida antes, cual sea tu ideología o tus frustraciones, Nueva York te liberará. Por eso toda la segunda parte es menos Boris Yellnikoff (Larry David) y más Nueva York. Y todos los bienes que te pueden producir Nueva York los centra Allen en lo mejor de película que es Evan Rachel Wood. Una sencilla pueblerina que acaba imbuida (como toda su familia comandada por la estupenda Patricia Clarkson) por el espíritu libre y bohemio de la ciudad norteamericana. El talentoso encanto de Rachel Wood (que no pierde en todo el film) hace que todo el tono amargo y pesimista que trata de trasladarnos el personaje de David acabe convirtiéndose en una llamada optimista a la libertad y a liberarnos de todos los prejuicios que nos rodean. Conseguir la felicidad a través de un pesimismo racional. Mediante bandazos, Allen logra transmitir toda esta filosofía y todo su amor por Nueva York.

Lo mejor: Evan Rachel Wood

Lo peor: A veces es demasiado irregular

 . Regreso (por fin) a Nueva York (Quim Casas, Cine 365)
. De la amargura al optimismo (Beatriz Maldivia, Blog de cine)
. Dejarse llevar (Sergio Roma, Cinebulosa)